miércoles, 2 de octubre de 2013

El circulo rojo


Aquella aldea se hallaba en medio de un rio de lava. Sus habitantes se sentían mas que cómodos. Lo llamaban "el circulo rojo" por su fuerte color. Sobre todo cuando oscurecía. Se asemejaba a un enorme anillo de fuego que rodeaba el pueblo. Y lo mantenía aislado del mundo.
Allí depositaban los residuos con el fin de deshacerse de ellos evitando bacterias o enfermedades, lo mismo hacían con los cadáveres. También ponían ollas para calentar los alimentos o calentar el agua que sacaban de los aljibes. No había electricidad. Pero la luz que generaba aquel río era tal que por las noches las calles se mantenían iluminadas. La gente después de cenar sacaba las sillas a la vereda. Allí conversaban, tomaban algo o jugaban a las cartas o ajedrez hasta que el sueño los invada. Momento en el que entraban las sillas y se iban a dormir. Tampoco los inviernos eran demasiado crudos. Aquel circulo protegía el pueblo de las bajas temperaturas. Y cuanto mas cerca se estaba del río menos frío hacía. De modo que muchos abuelos caminaban por las baldosas que se situaban al lado para entrar en calor. Una especie de rambla. A la que muchas parejas también la utilizaban para besarse.
Por todas esas cosas sus habitantes tenían dos días al año para hacerle ofrendas. Cada cual podía elegirlos al azar. Pero debían ser dos. En uno arrojaban flores sobre la lava en señal de agradecimiento. Y en otro arrojaban semillas como forma de seguir alimentando el fuego.
En cuanto al origen de ese circulo era difuso. Había dos versiones. Algunos creen que los fundadores del pueblo se encargaron de construirlo. Cavando surcos a su alrededor y depositando allí la lava de un volcán cercano. Con el fin de resguardarlo ante un posible ataque. Pero una mayoría apunta a que ese circulo estaba mucho antes que la aldea. Y que su magia hizo que ella estuviera radicada en su interior. Con el fin de que sus habitantes tuvieran luz y calor para toda la eternidad.
Así se mantuvo ese circulo hasta la actualidad . Rodeando al pueblo. Con sus pobladores mas que agradecidos. Aislados completamente. Sin que nadie sepa de su existencia.

15 comentarios:

MuCha dijo...

Escribes maravilloso feliz de haberte encontrado

Gustavo dijo...

Hola Mucha. Bueno muchas gracias. En realidad las que escriben son mis manos, no yo jaja
Te mando un abrazo

adelfa martin dijo...

Te extrañarà verme por acà pero es que desde hace un par de dias no puedo entrar a Chaitèn.. no es tu pàgina es mi Internet. Ya me ha sucedido en otras ocasiones con otros y aunque a veces se tarda, termina arreglàndose solo...

Tambien este està intereante..

abrazos...

Olga i Carles (http://bellesaharmonia.blogspot.com dijo...

Gracias por ese texto tan lleno de iluminación.



Un abrazo.

Olga i Carles (http://bellesaharmonia.blogspot.com dijo...

Gracias por ese texto lleno de iluminación.


Gracias.
Un fuerte abrazo.

Olga i Carles (http://bellesaharmonia.blogspot.com dijo...

Gracias por ese texto tan lleno de iluminación.


Gracias.

Un fuerte abrazo.

Marina Fligueira dijo...

Hola, Está bien interesante tu texto.
Es curioso que el río tenga luz.
Te felicito me gusta como expresas lo que escribes.
Te dejo un beso y mi estima.
Se muy feliz.

Gustavo dijo...

Hola como andan. Bueno muchas gracias a todos por los comentarios. Si no fuese por los lectores los libros, cuentos, poemas no existirian jaj
Les mando un fuerte abrazo

Marina Fligueira dijo...

De muevo paso a saludarte y releer el texto, que me pace extraordinario. No cabe duda de tu gran imaginación
Un beso y feliz semana.

RECOMENZAR dijo...

Me gusta haberte encontrado un placer leerte

Angel Collado Ruiz dijo...

Me uno al coro general escribes bien Gustavo y es tiempo de hacer un libro!!!!! Un abrazo compañero!

Mª Jesús Verdú Sacases dijo...

¡Sería maravilloso encontrar ese círculo! Sin duda, los habitantes son muy afortunados, pero hacen bien en mantener el secreto.

Gustavo dijo...

Hola Recomenzar. Bueno muchas gracias por los elogios. Te mando un fuerte abrazo

Gustavo dijo...

Hola Angel. Bueno muchas gracias por todas tus palabras a lo largo de todos estos años. Se nota que tenes un gran CORAZON! Este año edite mi segundo libro. En 2012 uno de cuentos cortos como varios de los que subo aca. Y este año uno de textos y poesías. Abajo te dejo el link para que los vieras.

http://librostahiel.blogspot.com.ar/2013/03/gustavo-yandros-relatos-que-trae-el.html

http://librostahiel.blogspot.com.ar/2013/03/gustavo-yandros-cosas-para-leeer.html

Es que me decidi a fines de 2001 y lo hice. Si no cuando lo iba a hacer. Después pasan los años y seguramente me arepentiria de por vida por no haberlo hecho.
Te mando un fuerte abrazo y que termines bien el año

Gustavo dijo...

Hola Jesús Verdu. En relidad ese cuento se me ocurrio de la nada. Me inspiro un Circulo rojo que hablo el intendente de Buenos Aires que nadie sabia a que se referia jaj. Y de ahí se me ocurrio esta historia. Por un lado seria bueno, pero por el otro están apartados de todo, sin energía eléctrica, sin tecnología, mas o menos como en la edad media jaj
Te mando un abrazo